A 20 AÑOS DEL LIBRO TURISMO 2020, 20-20, 20/20, 2.020

A 20 AÑOS DEL LIBRO TURISMO 2020, 20-20, 20/20, 2.020

Por Luis Álvarez de Lugo.

En abril de 2020 se cumplieron 20 años desde que el Instituto de Estudios Superiores de Administración (IESA), publicó el libro Turismo 20-20, 20/20, 2020, 2.020 y que formaba parte del Proyecto Turismo 2020 del IESA.

Esta publicación tenía como intención enfocar la mirada hacia los próximos 20 años, hacia el 2020, con una visión 20-20 y para una excelencia 20/20.

Turismo 20-20, 20/20, 2020, 2.020 analizó lo que teníamos que hacer para llegar a ese año con un sector turístico organizado, siendo este el mayor generador de empleo y el segundo productor de divisas (si no muy cerca del primero, el petróleo, al menos muy lejos del tercero). También es la actividad que coadyuva mejor a distribuir oportunidades y riqueza entre los venezolanos.

El director de ese proyecto, del simposio que también llevó ese nombre y del libro en cuestión fue Frank Briceño Fortique, Director y Fundador del IESA.

En sus respectivas oportunidades, Frank Briceño Fortique fue: presidente de la Corporación de Turismo de Venezuela; de la Comisión de Turismo de la OEA; de la Organización de Turismo (CTO); de la Organización Mundial del Turismo (OMT); de la Comisión Binacional del Turismo EUA-Venezuela, de la Fundación IESA y autor de muchos trabajos relacionados con el turismo.

Con seguridad que, para la revista digital de AVECINTEL, Hospitalidad & Turismo, así como para el Consejo Superior de Turismo (CONSETURISMO), sería de gran interés organizar una entrevista o un foro con este apreciado amigo y personaje del turismo nacional.

Briceño Fortique convocó a una serie de figuras de este apostolado del turismo. Luego reunió las interrogantes y las posibles respuestas a lo que debería ser la Agenda Turística Nacional para los próximos 20 años. Tuve el honor de acompañarlos.

En el marco de ese Proyecto Turismo 2020 y del mencionado libro, cuya presentación le correspondió a Carlos Enrique Tinoco y el prólogo a Ramón Piñango, se plantearon una serie de interrogantes:

¿Estamos los venezolanos dispuestos a crear el ambiente y las condiciones indispensables que sirvan de imán a las inversiones extranjeras en turismo?

¿Qué iniciativas, tales como el turismo de eventos y convenciones, se pueden prever para llenar los vacíos de las temporadas nacionales e internacionales y optimizar la perspectiva ocupacional?

¿Qué papel deben jugar las municipalidades, los estados y el sector privado en la elaboración de un Plan Nacional de Turismo?

¿Qué hacer para que la dimensión formal del turismo ocupe la jerarquía administrativa que le corresponde y las primeras páginas económicas?

¿No debería ser el órgano rector del turismo la segunda corporación del estado más importante del país después de PDVSA? ¿Seguiremos creyendo que somos un país rico solo por tener petróleo y su renta, o estamos dispuestos a invertir, trabajar y crear empleos con el turismo?

¿Qué se espera de la evolución de los servicios turísticos? ¿Existirán las agencias de viaje tales como funcionan actualmente?

¿Será la hotelería igual a la del presente y, si no, cuáles serán los nuevos esquemas de alojamiento? ¿La tendencia hacia el tiempo compartido seguirá en aumento o decrecerá y por qué?

¿Se ofrecerán nuevos incentivos que hagan más atractiva y segura la inversión y la oferta turística? ¿Se ofrecerán intereses preferenciales para los créditos turísticos, rebajas de impuesto para las nuevas inversiones turísticas?

¿Navegar en el ciberespacio sustituirá al viaje tradicional o, por el contrario, permitirá al prestatario del servicio mejorar su oferta y al turista prepararse mejor? ¿Sustituirá el turismo virtual al turismo real?

¿Habrá alguna forma que permita al usuario invertir en turismo, mantener su capital y disponer solo de su dividendo para disfrutarlo haciendo turismo?

¿Se necesitarán nuevas leyes para convertir al turismo en parte integrante del sistema de seguridad social?, ¿El turismo social dejará de ser una utopía?

¿Cuáles serán las reformas legales que se requerirán para corregir los vacíos de la vigente legislación turística? ¿La Ley de Turismo debe tener rango de Ley Orgánica?

¿Tendremos algún día una legislación que sea proactiva y no coactiva, que incentive y no castigue, que exprese una política integral para todo el sistema turístico nacional?

¿Llegaremos a tener y mantener en el tiempo un fondo mixto de promoción y capacitación turística, con la participación del sector público y privado? ¿Qué tipo de formación deben recibir los que van a trabajar en turismo: universitaria, oficios, hoteles escuela? ¿Inceturismo? ¿Aprendices Ince?

¿Qué puntos debe incluir una Agenda Turismo 2020 para la generación que la hará cumplir?

¿Qué concepción de la gestión pública tienen quienes serán los responsables de que esa Agenda Turismo 2020 se convierta en realidad? ¿Cómo harán ellos para vencer el cortoplacismo, uno de los principales enemigos del turismo? ¿Qué han pensado para jerarquizar el turismo y hacer que esa actividad cumpla el papel principal que le corresponde en el desarrollo nacional?

¿Cómo será la oferta complementaria de la operación de tierra? ¿Se incorporarán los trenes a la oferta turística? ¿Qué papel tendrán los casinos y bingos? ¿Cuál será la dimensión y alcance de la operación aérea? ¿Volaremos algún día turísticamente a la Luna?

El reto del libro fue dar respuestas a todas esas interrogantes con el trabajo de muchos hacedores del turismo nacional, entre los cuales están:

Perspectivas del turismo mundial, por Hermann Luis Soriano.

Turismo no es industria, por Frank Briceño Fortique.

Ideas para un Plan Nacional de Turismo 2020, por Polo Casanova.

La visión regional, por Juan Quilarque.

Las políticas públicas para un turismo competitivo, por Janet Kelly.

El ecoturismo, por Pablo Cardinale.

Turismo y estilos de vida, por Antonio Francés.

Los servicios, por Vericondo Enzo Furnari.

La hotelería, por Allan Robinson.

El tiempo compartido, por Rolando Wejc.

Operación en tierra, por Ricardo Falsone.

Operación aérea, por Julián Villalba.

El turista, por Valentina Quintero.

El futuro: ciberespacio y ciberturismo, por José Rafael Revenga.

Turismo y seguridad social, por Guillermo Velutini Urbina.

El turismo como dividendo, por Juan Carlos Álvaro.

Los aspectos legales del turismo, por Luis Fernando Álvarez de Lugo.

El recurso humano, por Ivonne Carnevali.

El turismo ecológico, por Leopoldo López M.

Posicionamiento y consistencia, por Esteban Torbar.

Oportunidades y retos, por Juan Carlos Márquez.

Las preguntas que nos podemos hacer ahora, en 2020, son: ¿Qué hicimos en estos 20 años? ¿Se cumplieron esos planes y se lograron esos objetivos? ¿Tuvimos una involución en materia turística? ¿Debemos hacer las mismas preguntas planteadas o replantearlas?

Otros Posts:

¿CÓMO MANEJAR LA ANSIEDAD EN TIEMPOS DE CRISIS?

¿CÓMO MANEJAR LA ANSIEDAD EN TIEMPOS DE CRISIS?

El confinamiento prolongado puede afectarnos psicológicamente. Por esta razón, urge una labor preventiva dirigida por expertos en el tema.

SATISFACCIÓN LABORAL Y SU VINCULACIÓN A LA CALIDAD DE LAS ORGANIZACIONES DE LA HOSPITALIDAD. Por M. Alcántara y D. Figueroa

SATISFACCIÓN LABORAL Y SU VINCULACIÓN A LA CALIDAD DE LAS ORGANIZACIONES DE LA HOSPITALIDAD. Por M. Alcántara y D. Figueroa

El talento humano es uno de los factores de mayor valor para la hospitalidad.

¿CÓMO GESTIONAR EL RIESGO (ISO 31000) EN EL SECTOR HOTELERO VENEZOLANO?

¿CÓMO GESTIONAR EL RIESGO (ISO 31000) EN EL SECTOR HOTELERO VENEZOLANO?

Este seminario web lo presentamos en alianza con FONDONORMA.

Aspectos generales de la COVID-19

Aspectos generales de la COVID-19

Presentamos un primer resumen sobre el coronavirus, la COVID-19.